Batman, de Tim Burton

¿Alguna vez has bailado con el diablo por las noches?
Al ver morir a sus padres en un callejón por unos maleantes, esta frase quedo sellada en los recuerdos, alma y corazón del niño. Nunca más volvió a ser el mismo, la niñez quedo retenida en ese lugar.
Creció de repente, nada le falto, pero prometió que no le iba a suceder a nadie más.
Bruce Wayne los protegería, resguardaría a los inocentes, seria la propia ley y buscaría venganza.
Así nace el personaje (versión cinematográfica de fines de los ochenta y principio de los años noventa).
El niño rico decide sucumbir a las sombras y esconderse bajo un traje completamente negro tomando como referencia, a un animal que vive en solitario y se mueve por las noches: el murciélago.
Con el sello indiscutible del Director Tim Burton, esta película marcó la era de los superhéroes en mi vida. No solo vi por primera vez a uno de ellos en carne y hueso, también descubrí a un director que me transportaría, ya de más grande, a ver todas las películas.
En el viejo y olvidado formato vhs, en la antigua casetera del departamento de la calle José C Paz en el barrio de Parque Patricios, con diez años, en ese contexto por primera vez vi la película.
Por aquel entonces, teníamos la costumbre de ir todos los viernes al vídeo club.
Mi papá tenía el hábito (aun la mantiene) de ver las películas de manera que el lugar parezca como si fuera el cine: luces apagadas, sonido ambiente, sillas acomodadas y  pochoclos (si los hay).
En el pequeño cine de la calle José C Paz, la imagen en movimiento comenzaba a tomar forma y significado.
Este film, de colores oscuros resaltados por el traje color púrpura de Guasón (interpretado por el actor Jack Nicholson) los vestidos blancos de la fotógrafa Vicky Vale (protagonizada por Kim Basinger) la musicalización y, (con esto hago una mención sobre la ultima escena) la cámara, de abajo hacia arriba, muestra los grandes rascacielos cubiertos por andamios de ciudad Gótica, acompañada por el sonido de una orquesta que al llegar a la cima se encuentra con Batman observando su señal que se manifiesta en el cielo, seguido por la resonancia de campanas cortejado por un leve viento que roza la capa; un conjunto de elementos en donde el resultado final estremece la piel.
El Director concluye la historia con esta imagen.
Al pasar los años, la película fue transmitida por canales de televisión. Con la venida del cable, fue uno de los estrenos más esperados. Al llegar el DVD paso a ser parte de ese formato y así, una y otra vez, veía este extraordinario film, al punto de conocer cada escena, cada diálogo y hasta la gesticulación de los personajes.
Desde los noventa hasta la actualidad, hubo varias adaptaciones de cómo nace este personaje, desde diferentes puntos de vista, va en los gustos y preferencias que el director de turno tenga. Se muestra a ciudad Gótica de diferentes maneras, a sus villanos caracterizados en ocasiones muy caricaturescos, en otras más oscuros, más jóvenes.
Lo que no pudieron igualar hasta ahora –desde mi punto de vista- es al Guason de Jack Nicholson, excelente y bien llevado personaje, caracterizado y compuesto por este actor en la que toma diferentes matices, estados de ánimo que pueden cambiar en micro segundos con tan solo una mirada.
La obsesión por Batman, de saber quién es y todo el imperio que forma a partir de caer a una pileta con ácido y transformarse en este épico personaje.
El triangulo amoroso: Kim Basinger, Jack Nicholson y Michael Keaton nos brinda una armoniosa combinación de actores importantes, cada uno tiene una historia personal impresa, sentido de la obsesión, la locura y la sed de venganza que por momentos es suavizada por la bella Basinger.
Los tres hacen de esta película una verdadera obra de arte marcada por el sello Tim Burton.
En el cumpleaños Nº 75, este es mi humilde homenaje al Batman que me hizo sentir que ciudad Gótica podía existir.

 

Dirección: Tim Burton / Dirección Artística: Anton Furst, Peter Young / Producción: Peter Guber, Jon Peters, Michael Uslan, Benjamin Melniker /Guion: Sam Hamm, Warren Skaaren /Fotografía: Roger Pratt / intérpretes: Michael Keaton, Jack Nicholson, Kim Basinger, Robert Wuhl, Pat Hingle, Billy Dee Williams, Michael Gough, Jack Palance/ Duración: 126 minutos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SIGUE LEYENDO: